En Clave Internacional

Todo vale para Berlusconi

Posted in Europa by Jaime García on 2 febrero 2011

El post se puede leer entero en jaimegarciag.blogspot.com, próximamente la nueva dirección del blog.

La economía italiana sigue cayendo al tiempo que su primer ministro, Silvio Berlusconi, acumula una riqueza estimada en 9.000 millones de dólares. En la lista de los hombres más ricos del mundo, Berlusconi ocupa el lugar número 74. La relación que ordena a los países según la calidad de su democracia sitúa a Italia en el puesto 26, por detrás de la República Checa, Israel, Estonia o Lituania.

Los medios de comunicación son el negocio de Berlusconi, que posee todo un imperio mediático. Canale 5, Italia 1 y Rete4 son de su propiedad, así como la editorial Mondadori y revistas de gran difusión. Como primer ministro, controla de forma indirecta la televisión pública y su influencia se extiende sobre algunos periódicos conservadores.

Quienes le preguntan lo que no quiere responder son peligrosos izquierdistas. Quienes le exigen que responda a las exigencias de su cargo, rojos indeseables. Demandas millonarias son su tarjeta de visita para los medios que se atreven a molestarle. En su régimen de valores, lo normal es que el primer ministro de un país pueda entrar por teléfono en un programa para proferir insultos a todo el que pase por delante. Y dejar con la palabra en la boca a quien sea si es necesario.

Seguir leyendo

Anuncios

Berlusconi roza lo obsceno

Posted in Italia by Jaime García on 9 septiembre 2009

Silvio-Berlusconi“Un dictador, normalmente, primero pone la censura y luego cierra los periódicos. En estos días, en Italia, se ha demostrado que hay libertad para decir falsedades, calumniar y difamar; esto no es una dictadura”. Quien lo dice es el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi. Con los últimos acontecimientos hay quien le ha acusado de seguir la senda de un régimen dictatorial.

Según su definición, un dictador primero pone la censura. Berlusconi no debería hablar con demasiada ligereza sobre este asunto, pues en los medios de comunicación de su propiedad ocurre algo muy parecido a lo que se entiende por censura. “Y luego cierra los periódicos”. En efecto, no lo ha hecho. Pues ‘Superpapi’ se ha lanzada en pos de la libertad de prensa y ha emprendido acciones legales contra aquellos medios (‘La Repubblica’, en Italia; ‘El País’, en España) que se han atrevido a cuestionar sus acciones. Quizás se olvide Berlusconi que el cargo que ocupa no sólo le obliga a ser honrado sino parecerlo y, por supuesto, dar ejemplo a la sociedad.

“Nos atacan como toros bravos; aquí hay un torero que no tiene miedo de nadie”.

Claro, como ‘Superpapi’ cree que es “como la mayoría de los italianos querrían ser”, actúa sin ningún tipo de cortapisas y cita a sondeos que sólo él conoce que le otorgan un 70% de consenso. “¿Sabéis por qué los italianos creen y tienen tanta confianza en mí? No sólo porque soy joven y guapo y porque soy un empresario y por eso no tengo necesidad de robar, sino porque saben que los católico comunistas no conseguirán llevar a cabo sus planes”.

Es evidente que Berlusconi es un político perfecto. Hace lo que quiere, como quiere y cuando quiere. No importa que sea el primer ministro italiano; para él es un hobby más, como presidir un equipo de fútbol. Y si los medios de comunicación hacen su trabajo y cuestionan sus procederes, Silvio sabe defenderse, aunque con más grosería que elegancia, ciertamente: “Nos atacan como toros bravos; aquí hay un torero que no tiene miedo de nadie”.

lenguetahorizontal

Tagged with: ,

Berlusconi es ‘Superpapi’

Posted in Italia by Jaime García on 1 septiembre 2009

BerlusconiSus compañeras de juerga le llaman cariñosamente ‘papi’. Pero la mayor parte de los mortales le conocen como Silvio Berlusconi y es el primer ministro de Italia, uno de los países que hasta hace más bien poco se encontraba a la cabeza de la Unión Europea económicamente hablando.

No es un político del montón. Mientras que la mayoría de ellos entran en el mundo público para conseguir una cartera de contactos y de ahí pasar a la empresa privada donde poder ocupar un cargo de relevancia y, por supuesto, bien pagado (en España tenemos ejemplos variados), Silvio es un empresario de éxito que entró en política buscando no se sabe muy bien qué.

Sus empresas no son cuestión baladí. Controla la inmensa mayoría de los medios de comunicación italianos, es decir, la opinión pública, y preside un país inmerso en una crisis política sin precedentes. Forma parte de esa clase política que ha logrado lo que muchos ‘representantes del pueblo’ parecen buscar: que el hastío por la política sea tal que ya nada les importe.

“Superman me da risa”
Eso parece ocurrir en Italia. Tienen un presidente al que su mujer, que pidió su divorcio a través de los medios de comunicación, califica como un enfermo sexual. Berlusconi reconoce no ser “un santo”. Desde luego que no lo es: las fotografías de varias jovencitas de buen ver paseando en paños menores por Villa Certosa han dado la vuelta al mundo. Una prostituta de lujo se pasea de televisión en televisión diciendo que ha asistido a auténticos “harenes” con Berlusconi al frente. Se le acusa de mantener relaciones con una menor. Pero él se defiende: “escribid que estas cosas las digo con ironía, con una sonrisa: no sólo no estoy enfermo sino que soy Superman. Superman me da risa”.

Silvio es un empresario de éxito que entró en política buscando no sé sabe muy bien qué.

Hasta ahora no se ha visto a Berlusconi volando sobre la ciudad eterna, pero con la misma sonrisa limpia de arrugas que pone para ridiculizar a Superman (a ‘papi’ la criptonita no le afecta, seguro) anuncia que ha emprendido una causa civil contra el periódico ‘La Repubblica’ por publicar diez preguntas dirigidas a él sobre sus relaciones con la joven Noemi Letizia, prostitutas y el uso de aviones oficiales, entre otras. Pero Silvio vale tanto que Italia se le queda pequeña. Los abogados de Berlusconi han anunciado también acciones contra medios de comunicación de Gran Bretaña, Francia y el diario ‘El País’ por artículos considerados difamatorios.

Es desolador pensar que un tipo así pueda actuar amparado por la inmunidad que le confiere el cargo que ocupa y la protección que le brinda el hecho de controlar casi la totalidad de los medios de comunicación. Aunque no todo es de color negro. Más de 140.000 personas han firmado a favor de la libertad de prensa en adhesión a ‘La Repubblica’. Entre los firmantes destacan escritores como Umberto Eco y Roberto Saviano y otras figuras del mundo del espectáculo como Roberto Beningni.

Un rayo de esperanza.

lenguetahorizontal

Tagged with: ,